domingo, 23 de mayo de 2010

La historia secreta tras el 455

No, el 455 no es una línea de colectivos, ni es para salir corriendo a jugar a la quiniela. Estoy hablando de la tira 455 de El Encarrilador.
Resumiendo un poco lo que viene pasando para los que no la siguen, al Enca le encomendaron una misión, y para cumplirla deberá abandonar nuestro planeta. Por varias razones, parece que la forma más rápida de llegar a destino será tomar el T.R.E.N. (que no es precisamente ni el Sarmiento ni el Roca) sino un vehículo algo especial. Dado que la estación más próxima está dentro de la nave de Mengano debe salir a su interior (sí, salir a su interior está bien puesto, vayan y fíjense) y en ese interior se encontrará con varias sorpresas.
Pero hay algo que seguramente no sabrá: él está lejos, hablando con Mengano, y no está pendiente de lo que vemos nosotros, los fisgones. Ese personaje que vemos en primer plano es él.
Bueno... no exactamente. Ese que aparece ahí es uno de los primeros borradores de cómo podía verse el Enca, hace algo más de seis años. Posteriormente me decidí por otra vertiente que me resultó más simpática, y también porque en un primer momento, cuando buscaba hacer la tira en pocos minutos, necesitaba trabajar con líneas bien simples. Incluso, en algún momento llegó a tener dos antenas, con lo que prácticamente era un hormiga.
Hoy, cuando no sé por qué abrí ese viejo archivo, lo vi y decidí incluirlo.
Publicar un comentario